Administración de riesgos

FUNO continuamente realiza diversos análisis de riesgos; actualmente el órgano máximo encargado de la revisión continua de las medidas de mitigación y de la evaluación de riesgos es el Comité de Auditoría. Para la tipificación de brechas, riesgos no identificados u otros valores que pudieran afectar la operación de la empresa, contamos con la colaboración de un tercero independiente quien nos asesora, verifica y examina en estos temas.

FUNO, publica constantemente los diferentes riesgos a los que están expuestos sus inmuebles, la empresa y el sector; ya sea en su reporte anual, en los prospectos de colocación para emisiones de capital o bonos, a través de la página web o en presentaciones, entrevistas de funcionarios, etc.

Entre los principales riesgos que hemos identificado están:

Dependemos substancialmente de nuestros arrendatarios con respecto a todos nuestros ingresos, por lo que nuestro negocio podría ser afectado adversamente si una cantidad significativa de nuestros arrendatarios, o cualquiera de nuestros arrendatarios principales, fuera incapaz de cumplir con las obligaciones derivadas de sus arrendamientos.
Condiciones generales económicas y políticas, particularmente en México.
Tendencias económicas en la industria o en los mercados en que operamos.
Riesgos legales y políticos.
Estamos expuestos a riesgos derivados del cambio climático y fenómenos naturales; tales como lluvias excesivas, ciclones, huracanes, temblores, entre otros.
Dependemos de nuestro equipo de directivos para el éxito, y podemos no encontrar un reemplazo adecuado para ellos si nuestros contratos quedan sin efecto, o bien si el personal clave renuncia o si deja de estar disponible para nosotros.
Riesgos de salud en nuestros colaboradores.
La presencia del crimen organizado en el territorio mexicano, es quizá uno de los factores de mayor riesgo para cualquier actividad productiva que se desarrolla en el país. Para nosotros es un riesgo a tomar en cuenta ya que en México se concentra el 100% de nuestras operaciones.
Riesgos Financieros.
Dependemos substancialmente de nuestros arrendatarios con respecto a todos nuestros ingresos, por lo que nuestro negocio podría ser afectado adversamente si una cantidad significativa de nuestros arrendatarios, o cualquiera de nuestros arrendatarios principales, fuera incapaz de cumplir con las obligaciones derivadas de sus arrendamientos.
Condiciones generales económicas y políticas, particularmente en México.
Tendencias económicas en la industria o en los mercados en que operamos.
Riesgos legales y políticos.
Estamos expuestos a riesgos derivados del cambio climático y fenómenos naturales; tales como lluvias excesivas, ciclones, huracanes, temblores, entre otros.
Dependemos de nuestro equipo de directivos para el éxito, y podemos no encontrar un reemplazo adecuado para ellos si nuestros contratos quedan sin efecto, o bien si el personal clave renuncia o si deja de estar disponible para nosotros.
Riesgos de salud en nuestros colaboradores.
La presencia del crimen organizado en el territorio mexicano, es quizá uno de los factores de mayor riesgo para cualquier actividad productiva que se desarrolla en el país. Para nosotros es un riesgo a tomar en cuenta ya que en México se concentra el 100% de nuestras operaciones
Cambios adversos en condiciones económicas y demográficas locales, nacionales o internacionales tales como la reciente desaceleración económica global; vacantes o nuestra incapacidad de rentar espacio en términos favorables; cambios adversos en las condiciones financieras de los arrendatarios y los compradores de propiedades; incapacidad para cobrar la Renta a los arrendatarios.

Mitigación de riesgos

Algunas de nuestras estrategias de mitigación y/o prevención de riesgos son:

  1. La principal estrategia de mitigación de riesgos de FUNO, radica en la diversificación. FUNO, tiene clientes en todos los sectores, inmuebles en todo el país; en los segmentos de oficinas, comercial, mixtos y parques industriales. Esta diversificación nos ha permitido tener una estabilidad y continuidad en nuestros ingresos.
  2. Mantenemos una comunicación constante con nuestros inquilinos. En FUNO trabajamos constantemente por ofrecer a nuestros inquilinos servicios e inmuebles de calidad. Nuestra empresa se ha posicionado entre las mejores Fibras a nivel mundial (REIT por sus siglas en inglés), gracias al servicio que otorgamos y la relación que llevamos con los inquilinos para promover su permanencia con nosotros.
  3. El proceso de compras en FUNO está centralizado, de esta forma evitamos que muchas decisiones de negocio se realicen a nivel local. Además, todos los pagos pasan por varios niveles de revisión; desde el gerente de plaza, hasta el nivel de vicepresidencia; con ello garantizamos un sistema de verificación de cada uno de los pagos que se realizan.
  4. Tanto para contratos de arrendamiento, como para los de otros ingresos (servicios de estacionamiento, publicidad, etc.) existe un órgano colegiado interno, que revisa todos los nuevos contratos; sin importar el tamaño, ubicación o presencia del cliente. De esta forma, buscamos prevenir riesgos con los posibles inquilinos que tenemos, así como ofrecer mejores servicios.
  5. El proceso de adquisición de propiedades está sujeto al cumplimiento de una serie de condiciones, incluyendo un procedimiento de revisión general, auditoría, verificación ambiental, estudio de impacto vial y otros. Todos ellos, fungen como controles, para minimizar los riesgos de una adquisición.
  6. Todas nuestras propiedades se encuentran aseguradas; además solicitamos a todos nuestros inquilinos tener seguros para sus mercancías.
  7. En las propiedades que se encuentran en zonas costeras o de alta incidencia sísmica, tenemos implementados sistemas de seguridad, atención a emergencias y protocolos de respuesta para reaccionar frente a diversas situaciones de riesgo.
  8. Además, aquellas propiedades que han sufrido daños a causa de fenómenos naturales son rediseñadas, planeadas y proyectadas para minimizar la probabilidad en la recurrencia de los daños.
  9. Plan de continuidad de negocio, que protege el hardware y software crítico, para la pronta recuperación de la información, en caso de desastres naturales o causados por humanos.
  10. Hemos tomado medidas de seguridad, y de cultura. Evitamos el manejo de dinero en efectivo en nuestras operaciones, lo cual contribuye a prevenir también la corrupción.
  11. Cada año, realizamos un circuito de salud y "check ups" médicos, del cual se deriva un mapa de riesgos de salud individual y de la organización. A cada colaborador, se le entregan planes personalizados, que van de acuerdo con sus necesidades para reducir riesgos de enfermedades y mejorar su estado de salud.
  12. El Capital Humano de FUNO, es uno de los activos más importantes. Como empresa, buscamos ofrecerles las mejores prestaciones y oportunidades de desarrollo.
  13. Monitoreamos constantemente las propuestas de ley, reformas y políticas que pudieran impactar nuestras operaciones. La cultura de FUNO, es de prevención, por ello intentamos hacer los ajustes precisos a la operación, antes de que pudieran afectarnos.
  14. FUNO, cumple la ley y normativas aplicables en su operación, administración y orientación.

Cabe destacar también, que la estructura y operación de FUNO, están diseñadas para prevenir y mitigar riesgos, con acciones que van desde la creación de una cultura de puertas abiertas, hasta la forma en la que están estructuradas nuestras oficinas. Son iniciativas que buscan favorecer la comunicación inmediata y el trabajo en equipo frente a emergencias.

La gestión de riesgos en la operación, se realiza de manera matricial, dependiendo del inmueble, la operación y la actividad a realizar. Para asegurar una gestión integral de riesgo, las tareas para identificar, evaluar y mitigar los riesgos se realizan por equipos multidisciplinarios y con personal de todos los niveles jerárquicos. En estos equipos se incorporan la experiencia y el conocimiento tanto técnico como operacional de las áreas de operaciones, mantenimiento, arquitectura y diseño, adquisiciones, finanzas, jurídico, mercadotecnia, coordinación de inquilinos, administración, cobranza, capital humano y expertos que revisan caso por caso.

Adicionalmente, brindamos herramientas a nuestros colaboradores, que les permitan identificar, comunicar y reaccionar ante riesgos y emergencias:

  • Manuales de operación que son actualizados recurrentemente, en los cuales se documentan los principales riesgos y procesos operacionales; así como las formas en las que se debe reaccionar y responder.
  • Línea ética, a través de la cual se puede comunicar anónimamente.
  • Cultura de puertas abiertas con todo el equipo directivo.
  • Revisiones mensuales y monitoreo a través del área de operaciones.
  • Administración de inmuebles, a través de la excepción.

Transacciones con Partes Relacionadas

Compromisos y Acuerdo de Partes Relacionadas